Información sobre el brote de listeriosis en Andalusia porel consumo de carne mechada

Fecha: 21-08-2019 - Categoría: Alimentación

Retirada de todos los lotes de carne mechada

La Agencia de Salud Pública de Cataluña recibió la notificación de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN) de la retirada, por parte de las autoridades sanitarias andaluzas, de todos los lotes de carne mechado marca La Mechá, fabricada por la empresa sevillana Magruder SL, asociada al brote de Andalucía.

La empresa andaluza Magruder SL está haciendo efectiva la retirada del mercado del producto implicado. De acuerdo con la información recibida, el producto y lotes afectados son:

Carne mechada. Marca "La Mechà". Se considera afectado todo el producto fabricado desde el mes de mayo, dado que la fecha de caducidad es de 3 meses.

Distribución: comunidades autónomas de Andalucía, Madrid, Extremadura, Castilla-La Mancha y las Islas Canarias.

Como resultado de las actuaciones de control oficial realizadas por la ASPCAT, se ha comprobado que en Cataluña no se ha distribuido el producto afectado.

Como medida de precaución, se recomienda a las personas que hayan viajado a las comunidades autónomas citadas, que hayan consumido el producto indicado anteriormente y que tengan alguna sintomatología, que vayan a su centro de atención primaria de referencia.


Sospecha de 2 casos de listeriosis en Cataluña

La Agencia de Salud Pública de Cataluña (ASPCAT) ha recibido este mediodía la notificación de una sospecha clínica de dos personas que estarían posiblemente afectadas por listeriosis (Listeria monocytogenes) y que estarían relacionadas con el brote ocurrido en Andalucía por el consumo de carne mechada.

Se trata de dos personas de una misma familia residente en Asturias, que recibió la visita de otro familiar procedente de Sevilla. Este familiar les llevó carne mechado envasada de la misma marca causante de los casos en Andalucía y las tres personas la consumieron. Días después del consumo, ambos residentes en Cataluña sufrieron los primeros síntomas, principalmente leves como diarreas, fiebre y dolor en las articulaciones, de los que ya están recuperados. Sin embargo, el familiar que llevó la carne en Cataluña tuvo que ingresar a un hospital en Sevilla -y todavía continuación, una vez retornó a Andalucía.

Los dos casos de Asturias están ahora en fase de sospecha clínica de infección y en los próximos días se confirmarán o se descartarán, en función de lo que concluyan los resultados de las analíticas pertinentes efectuadas.

Font: Agència Catalana de Seguretat Alimentària